¿Has oído hablar sobre la Fisioterapia de Suelo pélvico?

En los últimos tiempos se oye hablar cada vez más, pero aún así hay mucho desconocimiento entre la población en general acerca de qué hace una fisioterapeuta pelviperineal o fisioterapeuta de suelo pélvico.

Incluso muchos profesionales sanitarios no saben que esta especialidad existe, y si lo saben, no imaginan hasta qué punto podemos ayudar.

Tendemos a pensar que simplemente se ocupa de mujeres embarazadas o que han dado a luz, y que todo se soluciona con bolas chicas, pero esta rama de la fisioterapia va mucho más allá y es lo que voy a intentar explicarte en este artículo.

fisioterapeuta de suelo pélvico sentada en su zona de trabajo

¿Qué es la fisioterapia de suelo pélvico?

La fisioterapia de suelo pélvico es una rama de la fisioterapia que se encarga de valorar, tratar, mejorar y prevenir las alteraciones que puedan producirse en la zona del suelo pélvico, tanto en hombres como en mujeres y niños.

Si eres fisioterapeuta y deseas poder especializarte, hoy en día existen numerosos cursos y másteres que se imparten por toda España y el extranjero.

¿En qué me puede ayudar la fisioterapia pelviperineal?

La fisioterapia pelviperineal (de suelo pélvico) puede tratar patologías de diversas esferas (urológica, ginecológica, coloproctológica, obstétrica, sexual…), así como ayudarte a prevenir lesiones de la zona.

Algunas de las patologías que puede tratar son:

  • Incontinencia urinaria (de esfuerzo, de urgencia…)

  • Incontinencia de gases y/o heces.

  • Prolapsos de órganos pélvicos (POP).

  • Dolor pélvico.

  • Disfunciones sexuales: vaginismo, dispareunia…

  • Estreñimiento.

  • Diástasis abdominal, etc.

Pero también puede acompañarte durante tu embarazo, postparto y vida en general para prevenir todas las lesiones anteriormente expuestas.

fisioterapeuta ayudando a su alumna a hacer un ejercicio de suelo pélvico

¿Qué hace la fisioterapeuta en una sesión de fisioterapia de suelo pélvico?

En la primera sesión el fisioterapeuta te hará la historia clínica, en la que te hará una serie de preguntas relacionadas con tu motivo de consulta, antecedentes, revisiones con ginecólogo, matrona, urólogo…sintomatología, actividad deportiva…entre otras cosas. Esta parte de la entrevista es muy importante y pocas veces valorada. No creas que sentarte a contar tu historia es perder el tiempo, el fisioterapeuta deberá escucharte con atención, saber de dónde viene todo, saber qué te preocupa y cuáles son tus objetivos.

Podrá pedirte que le lleves informes o pruebas complementarias que te hayan hecho otros profesionales para tener mayor información sobre tu caso.

Y una vez recogida toda esta información, pasará a la valoración y exploración física de la postura, la respiración, el abdomen y el suelo pélvico, o de otras partes y funciones del cuerpo si lo considera oportuno.

La exploración de suelo pélvico tiene una parte no intravaginal y otra intravaginal y/o anal para que sea una valoración completa, en la que verá cómo está tu sensibilidad, reflejos, tono y fuerza muscular, puntos dolorosos, articulaciones…tanto tumbada en la camilla como de pie, u otras posiciones.

Con todos estos datos, el fisioterapeuta te dirá qué ha encontrado, te hará una propuesta de tratamiento, y entre ambos elegiréis las mejores opciones posibles para comenzar a trabajar.

¿Es obligatorio la valoración intracavitaria (vaginal, anal)?

NO, no es obligatoria, pero para poder saber cómo estás hay que explorar la zona, igual que lo haría en un dolor de cuello.

No es necesario que sea en la primera cita…será cuando tú estés preparada, y SIEMPRE tiene que pedirte permiso para hacerlo, es más, tienes que firmar un CONSENTIMIENTO INFORMADO después de que te haya explicado minuciosamente en qué consistirá la valoración. Además, tiene que explicarte cual será el tratamiento y asegurarse que lo has entendido y lo aceptas.

¿En qué consisten las sesiones de tratamiento de suelo pélvico?

Pues hay una gran variedad de opciones posibles para el trabajo de una lesión de suelo pélvico, desde trabajo manual (masajes, movilizaciones…), electroterapia, biofeedback, radiofrecuencia…a trabajo más activo como respiratorio, postural, abdominal, de suelo pélvico, ejercicios funcionales…dependerá del caso y la etapa de recuperación.

¿Cómo identifico una buena fisioterapeuta de suelo pélvico?

Esta pregunta es muy difícil de contestar…siempre digo que, en Sanidad, al igual que en peluquería, a cada uno le gusta el suyo y se siente más cómodo con uno que con otro, pero lo que considero muy importante es: que te haga sentir cómoda, que te escuche, que empatice, que te explique bien qué te pasa y cuáles son las opciones, que sepa derivarte cuando se le acaben los recursos, que sepa trabajar en equipo con otros profesionales…que te ayude a mejorar.

En Salud es fundamental que el profesional se actualice constantemente, que lea, que estudie, que sepa los nuevos avances, que vaya a cursos, congresos, jornadas…y, sobre todo, que le guste lo que hace.

Te dejo algunas de las mejores profesionales fisioterapeutas de suelo pélvico que conozco:

Ángela Monfort Angela Monfort Rubert (@angelamonfort) • Fotos y videos de Instagram

María Barrera Maria Barrera Fisioterapia (@suelopelvicoseville) • Fotos y videos de Instagram

Ana Escudero Ana Escudero Fisioalma (@ana.escudero.fisioalma) • Fotos y videos de Instagram

Conclusión

En resumen, la fisioterapia de suelo pélvico es una rama que se encarga de los cuidados del periné en cualquier etapa, que nos ayuda a mejorar nuestra calidad de vida, que hace que nos conozcamos más. Cualquier fisioterapeuta especializado deberá valorarte con respeto y empatía y ofrecerte las mejores opciones de tratamiento, derivando cuando sea necesario.

‘Primum non nocere’ (Lo primero es no hacer daño),

máxima de las profesiones sanitarias.

¿Quieres saber mas?

Carolina Valencia, Fisioterapeuta especializada en suelo pélvico

Visita mi perfil si quieres saber mas

 

 

 

 

Perfil de la autora

Carolina Valencia
Carolina Valencia
Fisioterapeuta especializada en suelo pélvico.
“Ayudo a mujeres a recuperar su cuerpo, sentirse seguras e iniciar una vida activa.”